jueves, 17 de mayo de 2012

Hay una foto de Cartier-Bresson en la que el chiquito va muy ufano llevando una botella de vino. Bueno, la misma expresión pero con un pote de dulce de leche.