viernes, 20 de mayo de 2011

De un momento a otro la vida se te puede despelotar (aún más). Anoche fui a buscar mi sueldo a la casa de X y cuando a la tarde me pidió que fuera hasta allá, no sospeché nada… Nada como que mi jefe “evalúa” dejarme cesante (SIC) porque no le alcanza para pagar todos los sueldos. Según ella así le dijeron pero que, lo más probable, es que sea un chamuyo (pero que duda cabe!) porque entró una chica al programa de la mañana que está subiendo notas en tiempo récord y cosas por el estilo. O sea dentro de una semana me encuentro sin trabajo, otra vez. Me vine caminando desde la otra punta de la ciudad pensando que carajo voy a hacer. Definitivamente esto no estaba en mis planes.

La idea era patear el tablero a fin de año: juntar unos mangos de acá a Diciembre, después armar un bolsito y dejar la isla de la fantasía en busca de mi lugar en el mundo – que en este momento de la vida pienso que es Uruguay (?) – pero a la mierda los planes.

No alcancé a patearlo, me lo patearon.

Comentario al margen: eso me pasa por ser tan hija de puta y burlarme de Peter y su dueño.

*

Hoy EOY, el domingo Face Off y Momento de Ocio.

A bailar que mañana me quedo sin laburo! ♪