domingo, 10 de octubre de 2010

“Yo siempre tuve novios con clase” dijo Al con la boca llena y media bola de fraile en la mano. S y yo nos reímos mucho, no tiene cara.
En todo caso no deberíamos ser juzgados por la persona que tenemos al lado, pero siempre cargamos con algún muerto. Hace poco me dijeron que asombraba lo copada que era sabiendo con quien había andado. Tengo debilidad por los enfermos sociales, que puedo decir! Y tampoco soy tan copada.
Supongo que en el caso de que todos razonaran de la misma manera, a mis 20 era vista como una falopera reventada y quilombera y a mis 24 como una estrellita de rock, creída y sin talento. No me conviene que me juzguen por mis novios, salgo perdiendo.